Queratitis bullosa


Qué es la queratitis bullosa y por qué se produce

La queratitis bullosa es un tipo de inflamación con la aparición de bullas en la superficie de la córnea. Afecta sobre todo a perros adultos y se debe a una degeneración del endotelio de la córnea.

Síntomas

El primer síntoma que se observa es una opacidad leve en la cornea que poco a poco va empeorando. Luego pueden aparecer unas bullas en el ojo que terminan reventando y provocando una úlcera, que puede ser muy dolorosa para el animal. Una vez curada suele aparecer de nuevo, y así sucesivamente y de forma continua.

Pruebas y exámenes

Para diagnosticar y determinar el tratamiento más adecuado puede ser necesario realizar algunas de las siguientes pruebas oftalmológicas:

  • Examen con lámpara de hendidura
  • Test de fluoresceína
  • Valoración sistema lagrimal, posibilidad de sequedad ocular
  • Medición de la presión intraocular
  • Exploración del fondo ocular
  • OCT corneal 

Tratamiento

Aunque hay otros tratamientos (como desbridamiento de úlceras, termoqueratotomía, queratectomía superficial, transplante de córnea, etc.) actualmente el tratamiento recomendado en perros es el cross linking corneal, una técnica que utiliza la vitamina B (Riboflavina) y la radiación ultravioleta para endurecer la superficie de la córnea. Con esta técnica se evita la reaparición de bullas y la córnea se vuelve más transparente.

El cross-linking tiene la ventaja frente al tratamiento mediante injertos de que se reducen las cicatrices, además de eliminar todas las bacterias y gérmenes que pueda haber en la superficie de la córnea.

Además, la aplicación de esta técnica apenas dura 30 minutos y no existen riesgos para el paciente.

Expectativas (pronóstico) y posibles complicaciones

El cross linking es una técnica con un alto grado de efectividad tanto en seres humanos como en animales.

¿Cuándo contactar al oftalmólogo veterinario?

Es recomendable contactar con el oftalmólogo veterinario desde la aparición de los primeros signos de degeneración endotelial.

La actuación de forma precoz reducirá al mínimo la probabilidad de cicatrices en la córnea debido a las úlceras de las bullas que revientan. Éstas pueden o no afectar la visión del animal, dependiendo de dónde estén localizadas.

Prevención

Como medida de prevención, es recomendable la visita periódica al oftalmólogo veterinario, especialmente en animales de más de 6 u 8 años de edad.

Debemos tener presente que nuestros animales de compañía tienden a adaptarse a la pérdida progresiva de visión sin que nos demos cuenta. Si esperamos a que la enfermedad sea muy evidente, es posible que el tratamiento sea más complejo, o que no tenga ya efectividad.

Nombres alternativos

Queratopatía bullosa

 

queratitis-bullosa-perro-cross-linking

Queratitis bullosa en perro. Foto: IVO

 

Queratitis-bullosa-gato

Queratitis bullosa en gato. Foto: IVO

Información validada por el Dr. Paco Simó Ver el perfil de Paco Simó en LinkedIn, oftalmólogo del Instituto Veterinario Oftalmológico de Barcelona. Todos los derechos reservados. Última actualización: 2015.