Inicio|Enfermedades y tratamientos oculares|Cataratas en perros

Cataratas en perros

Compartir
Contenido médico revisado por Dr. Paco Simó, oftalmólogo veterinario de IVO. Última actualización: 29 Mayo 2019

Las cataratas en perros tienen tratamiento prácticamente a cualquier edad siempre que se hagan las pruebas previas adecuadas. En el IVO hemos operado a perros de hasta 20 años para mejorar su calidad de vida, y también a cachorros que nacen con este problema.

Bourbon_catarata-congenita-bilateral-antes-cirugia

Bourbon, un perro con cataratas congénitas en los dos ojos, que pueden apreciarse por el color azulado o blanquecino de la pupila. Bourbon fue operado en el IVO junto con sus hermanos, con tan sólo un año de edad.

Perro despues de operación de cataratas

Después de la operación de catarata congénita, Bourbon y sus hermanos recuperaron calidad de vida y pudieron ser adoptados. Consulta aquí su caso completo.

¿Qué son?

La cataratas en perros y otros animales se producen cuando la lente interior del ojo (el cristalino) pierde transparencia. Es un proceso que ocurre de forma natural con la edad, aunque en algunas razas de perros ocurre con mayor frecuencia que en otras, y puede tener varias causas:

  • Envejecimiento
  • Trastornos hereditarios (catarata congénita)
  • Golpes, heridas o traumatismos en el ojo
  • Procesos inflamatorios del ojo
  • Otras patologías, principalmente la diabetes (catarata diabética)

La causa más frecuente de aparición de las cataratas en perros, gatos y otras mascotas es el envejecimiento, pero puede darse también en cachorros, en animales diabéticos y asociada a golpes o inflamaciones oculares.


Paco Simó, oftalmólogo veterinario y director médico del Instituto Veterinario Oftalmológico, explica qué son y cómo se tratan las cataratas en perros, gatos y otros animales.

Síntomas

  • Mientras la catarata se está formando aparece la visión borrosa y en ocasiones visión doble. A nuestra mascota le costará más ver las personas y objetos que están alejados, y tendrá más dificultades para ver de noche.
  • La pupila irá adoptando un color azulado o blanquecino. En algunos casos el propietario se da cuenta de que hay algo raro dentro del ojo. Inicialmente suelen ser cataratas leves, o esclerosis del cristalino, que van evolucionando con los años.
  • Al ir avanzando la catarata, la visión irá disminuyendo. Nuestra mascota empezará a darse golpes con los objetos.
  • En este punto la pupila ya es totalmente blanca, y si no se trata se puede llegar a la ceguera.

Las cataratas en perros se suelen detectar por pérdida de visión o porque la zona de la pupila, que normalmente es negra, se ve más azulada o blanquecina. En algunos casos este problema aparece ya desde el nacimiento.

Tratamiento: ¿cuándo operar?

La única forma de curar las cataratas es con cirugía. Es aconsejable hacerlo en cuanto la pérdida de visión interfiera negativamente en las actividades habituales del paciente, y evitar complicaciones por una catarata muy evolucionada o hipermadura.

La técnica de elección en animales domésticos para curar las cataratas es la operación llamada facoemulsificación del cristalino, en la que se extrae el cristalino opacificado a través de una mínima incisión, y se sustituye por una lente intraocular que haga su función.

¿En qué consiste la operación?

La cirugía en sí dura aproximadamente 20-30 minutos en cada ojo, durante los cuales el paciente está bajo anestesia general. No es una anestesia general muy profunda puesto que también se aplica anestesia local.

A través de una microincisión de menos de 3mm introducimos un aparato que disuelve el cristalino y lo aspira. Por la misma microincisión se coloca la lente intraocular, con lo que el postoperatorio es muy liviano para el paciente. La recuperación de la visión es muy rápida (normalmente una semana) y el animal llega a tener una visión prácticamente normal.

¿Cómo es la recuperación?

El postoperatorio es sencillo. Son dos semanas de collar isabelino (o campana), en los cuales daremos tratamiento tópico (de 3-4 colirios diferentes 3 veces al día), antibiótico y antiinflamatorio oral los primeros días. Después la medicación tópica disminuye.

El paciente debe hacer un leve reposo (no ir a la playa, no bañarse, no jugar excesivamente con pelotas u otros objetos con los que pueda golpearse en los ojos). 

El pronóstico es favorable siempre y cuando el postoperatorio vaya correctamente. 

El postoperatorio de la cirugía de catarata en perros es muy liviano. La recuperación de la visión es muy rápida (normalmente una semana) y el paciente llega a tener una visión prácticamente normal.

¿Cuándo operar?

Antiguamente, las cataratas no se operaban hasta que el animal estaba prácticamente ciego. Actualmente esta actitud no tiene sentido, ya que se sabe que la intervención de una catarata muy evolucionada es, en general, más complicada. En ningún caso es posible predecir cuánto tardarán las cataratas en causar problemas graves de visión.

La edad no suele ser un problema, lo más importante es que los exámenes previos se realicen correctamente para descartar riesgos, y que en el postoperatorio se tomen las precauciones adecuadas.

La catarata sólo se puede prevenir en los casos en que conocemos su causa: por ejemplo en los casos de diabetes podemos intentar controlar su evolución.

La catarata congénita o hereditaria es muy difícil de prevenir, y normalmente no es posible controlar su evolución.

Es aconsejable operar cuando la pérdida de visión provocada por la catarata interfiere negativamente en las actividades habituales del paciente. No se recomienda esperar a que la catarata esté muy evolucionada, pues en este caso la operación es más compleja.

¿Qué pruebas preoperatorias hay que hacer?

Para confirmar el diagnóstico de catarata y evaluar el tratamiento hay que realizar una minuciosa exploración del ojo con el instrumental adecuado. Son aconsejables las siguientes pruebas diagnósticas:

  • Electroretinografía
  • Ecografía ocular
  • Revisión de la presión intraocular
  • Examen con lámpara de hendidura
  • Revisión de reflejos pupilares con test de luces cromáticas
  • Revisión del fondo de ojo con oftalmoscopia indirecta

En muchas ocasiones se nos consulta por el precio de la operación de cataratas, pero en el IVO consideramos que sólo después de la exploración en consulta es posible saber si hay otras patologías a tener en cuenta que podrían influir en su valoración, así como en la propia recomendación de si la cirugía es la mejor solución para el caso particular del paciente.

Para evaluar una operación de cataratas es necesaria una exploración cuidadosa del paciente que permita descartar otras enfermedades de distintas partes del ojo (córnea, retina o nervio óptico), que podrían ser también la causa de la pérdida de visión.

Electroretinografia perro con catarata

Electroretinografía previa a cirugía de catarata bilateral. Foto: IVO

Ecografia ocular perro

Ecografía ocular previa a la operación de cataratas en perros. Foto: IVO

lampara-hendidura

Examen con lámpara de hendidura. Foto: IVO

Test-luces-cromaticas

Test de luces cromáticas. Foto: IVO

Revisión oftalmológica post operatorio Pepis

Revisión con oftalmoscopio indirecto por Paco Simó. Foto: IVO

Edades y razas más frecuentes

Las cataratas leves, llamadas esclerosis, empiezan a desarrollarse en perros a partir de los 8 años de edad.

La catarata congénita puede aparecer desde los primeros meses de edad, e incluso ya en el nacimiento, tanto en perros como en gatos o potros, y puede tener una evolución mucho más rápida (consulta aquí el caso de Bourbon y sus hermanos)

La especie más afectada por la catarata son los perros. En particular, los Cocker, Caniche, Fox Terrier, Bichon Maltes o Bulldog Francés están más predispuestos genéticamente a desarrollar catarata.

Los gatos, especialmente los persas, y algunos potros también pueden tener catarata congénita, pero es menos frecuente.

Normalmente las cataratas en perros se desarrollan de manera lenta y progresiva, pero en pacientes jóvenes o con diabetes pueden desarrollarse en un corto espacio de tiempo, incluso en pocos días , y provocar déficits de visión graves.

Perro con catarata bilateral

Pepis, una perra con cataratas bilaterales antes de la operación en el IVO. Las cataratas podían apreciarse a simple vista por el color blanquecino de sus ojos. Foto: IVO

Imagen catarata

Cristalino opacificado por cataratas. Foto: IVO

cataratas en perros

Cataratas congénitas en un perro. Foto: IVO

Casos clínicos y vídeos de cirugía

Puedes consultar aquí el caso de catarata bilateral de Pepis, una perra abandonada por sus problemas de visión, con fotos del diagnóstico, de las pruebas previas y el video de la cirugía de catarata realizada en el IVO. Después de la operación, y gracias a la Asociación Animals sense sostre, Pepis encontró una casa de acogida.

También te pueden interesar:

¿Quieres saber más? Artículos relacionados...

Tu opinión importa

Pregunta lo que no te quede claro, cuéntanos tu caso, valora el artículo, envíanos referencias de otros artículos.
Tu e-mail no será publicado. Todos los campos son obligatorios.

6 comentarios

  1. Juan Carlos8 junio, 2019 | 2:15 pm
    Tengo un perro de raza Yorkshire Terrier, ( llamado Chucky ) de casi 14 años de edad ( le faltan 2 meses ) y tiene cataratas no demasiado evolucionadas pero se ve que cada vez ve menos. Soluciones ??

    • IVO14 junio, 2019 | 12:50 pm
      Juan Carlos, te contactamos a través de tu dirección particular para informarte con más detalle. Saludos.

  2. Montserrat A S4 junio, 2019 | 5:54 pm
    Mi perrita, tiene cataratas. ¿Cuanto me cobrariais de la visita, para hacer una valoración y presupuesto para operarla? ¿Se puede pagar a plazos? Gracias

    • IVO14 junio, 2019 | 12:59 pm
      Montserrat, hace unos días te contactamos a través de tu correo electrónico para informarte, si tienes cualquier duda puedes enviarnos un correo a través de nuestro formulario de contacto o llamando al 932 003 589. Saludos.

  3. Emili Díaz23 mayo, 2019 | 2:46 am
    Me gustaria saber, mas o menos, el precio.

    • IVO23 mayo, 2019 | 5:58 pm
      Emili, para valorar cualquier tratamiento es necesario ver primero al paciente en consulta. Necesitamos evaluar su estado general de salud, el estado de su retina, presión ocular, etc. y asegurarnos de cuál es la mejor solución para su caso particular. Saludos.